Los pioneros de Internet y su influencia en la comunidad del Software Libre

Los pioneros de Internet

La sobreactuación de amor por el código abierto de ciertos importantes ejecutivos de Microsoft hace que mucha gente dentro de la comunidad sospeche. Otros creemos que no hay intenciones oscuras, pero que se trata de un matrimonio por conveniencia. Sin embargo, fue Steven Sinofsky, ex responsable de las divisiones Windows y Office, quien puso las cosas negro sobre blanco. Lo que cambió fue el mercado del software, y el código abierto se adapta mejor a la nueva realidad que el software privativo.

Esta serie de artículos trata de entender cómo se produjo ese cambio y por qué es bueno para Linux. En este post en particular vamos a explicar cuál fue la influencia de los pioneros de Internet sobre las comunidades del software libre.

Tengo que dejar en claro algo. La historia no es una sucesión lineal de acontecimientos. Resulta razonable pensar que personas que eligieron una misma profesión, la estudiaron en los mismos libros y se enfrentaron con los mismos problemas, trabajaran en soluciones parecidas en forma paralela. Se sabe que había muchas instituciones en Estados Unidos investigando la forma de conectar computadoras, y, casi seguro también estuvieran haciendo lo mismo en la Unión Soviética y Europa. Pero, el consenso general es que el origen inmediato de Internet está en la Red de Agencias de Proyectos de Investigación Avanzados (ARPA).

Habíamos dejado el artículo anterior en la primera prueba exitosa de conexión entre dos computadoras a distancia. Veamos como siguió el tema.

Para permitir la conexión entre computadoras fue necesario desarrollar lo que se conoció como Procesador de Mensajes de Internet (IMP) La función del IMP era la de recibir los paquetes de datos (Recordemos que para garantizar la transmisión de la información se la dividía en una longitud de tamaño fijo) reensamblarla en su forma original y pasarla al ordenador central. Por cada ordenador central o nodo debía haber un IMP.

Hacia fines de 1969 ya había cuatro universidades interconectadas; UCLA, Stanford, Universidad de California en Santa Bárbara y Universidad de Utah.

Cuenta la historia que el primer mensaje (no confundir con datos) que se envió fue la palabra Login. Pero, como se cayó el sistema solo pudieron transmitir Lo. Hubo que esperar unas horas para poder reiniciar la computadora central de la UCLA y enviar la palabra completa.

Los pioneros de Internet y su influencia en la comunidad del software libre

Uno de los problemas que debía resolverse era como hacer que dispositivos producidos por diferentes fabricantes fueran capaces de comunicarse entre sí de manera organizada. Más allá de la respuesta técnica, la historia es importante para nosotros. La metodología de trabajo elegida sería adoptada décadas después por las comunidades detrás de la mayoría de los proyectos de software libre.

De manera sorprendente para un organismo del Estado, la ARPA no armó una estructura burocrática para la tarea de desarrollar los protocolos de comunicación. La tarea estaba a cargo de algunos estudiantes graduados trabajando en distintas dependencias del Departamento de Defensa.

Al no tener una estructura formal que los contuviera, decidieron colaborar de manera informal entre ellos y publicar sus recomendaciones sobre protocolos bajo el título de Solicitud de Comentarios (RFC).

Este título fue elegido como una forma de aumentar la participación y la libre discusión de los contenidos.

El RFC que tanta influencia tendría sobre el desarrollo de Linux y el software libre tuvo un comienzo humilde. Fue redactado en un baño porque su autor no quería despertar a sus compañeros de departamento.

El líder de facto del grupo, Steve Crocker, quería que la comunicación escrita entre los participantes (todo el que quisiera serlo) fuera mediante memorándums informales y temporales. El objetivo final era lograr un consenso general y escribir código que funcionara.

No es que hubiera un sistema de conteo de votos. Se conversaban los temas hasta conseguir algo en lo que todos estuvieran de acuerdo.

Esta metodología de trabajo tenía dos objetivos:

  • En primer lugar, los documentos escritos suelen verse como algo definitivo y lo que quería el grupo era utilizar los RFC como un punto de partida, no como una restricción.
  • En segundo lugar, se buscaba evitar la tendencia a la búsqueda de la perfección que suele provocar dudas a la hora de publicar algo.

Los primeros RFC establecieron el principio de que ningún texto debe ser considerado como un dogma, y, que no tendría una edición definitiva. También dejaban implícito que la autoridad se derivaba de los méritos y no de una jerarquía fija.

Crocker y sus compañeros crearon una metodología de trabajo que permitió definir los protocolos que rigen prácticamente todos intercambio de datos en el planeta. El primer fruto técnico de su trabajo fueron los Protocolos de Control de la Red que permitían la comunicación entre computadoras.

Sin embargo, su legado más valioso, el de la colaboración abierta va a seguir entre nosotros cuando Internet solo sea un recuerdo del pasado.

Esta historia continuará…


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.