Wayland en KDE sigue estando lejos de ser perfecto. ¿Por qué sigo usándolo entonces?

Manjaro 22.0 y Wayland

A principios de este mes escribí el artículo habitual en el que hablaba de la evolución de Wayland en Plasma. En el estado actual, en el que hay muchos pequeños detalles que hay que pulir, decía que la elección debía ser entre usar algo más pulido o algo en construcción, pero aprovechando otros puntos fuertes. Cuando escribí el artículo no tenía claro si iba a volver a X11 o me iba a quedar en Wayland, y tras un tiempo ya he tomado una decisión.

Me quedo en Wayland. El motivo principal es una combinación de usar lo más moderno y no haber encontrado ningún bug que me haga la vida imposible. Hay algunas cosas que me hacen dar más pasos de los esperados, pero, para mí, no sería diferente a lo que siento cuando uso un escritorio como GNOME: hago unos pocos clics más y punto, pero consigo lo que quiero. Además, hay un par de razones más que me hacen sentirme como pez en el agua.

Los gestos y ayudar reportando información, mis motivos para quedarme en Wayland

Los gestos del panel táctil es una de esas cosas que, una vez te acostumbras, es difícil volver atrás. Por ejemplo, cuando quiero editar una captura de pantalla que está en el escritorio, antes iba al borde inferior derecho, mostraba el escritorio, la abría con GIMP y empezaba a trabajar con ella. El problema de hacerlo de esa manera es que todas las ventanas recuperan su posición y trabajo en un escritorio repleto de ventanas. Ahora lo que hago es desplazarme al escritorio de la derecha, y ahí empiezo la edición, busco algún icono en Internet si lo necesito… Otro espacio de trabajo (aunque su nombre correcto es «escritorio») al que llego deslizando con tres dedos.

Y luego hay otro motivo que es el de apoyar o contribuir con el desarrollo de KDE y Wayland. Desde hace unas versiones de Plasma, no recuerdo cuál exactamente porque tampoco es una función de las más importantes para el usuario final, Preferencias del sistema tiene el apartado «Comentarios del usuario» con el que se envían informes de uso de nuestro sistema. Por defecto, el deslizador está a la izquierda (no se comparte nada), pero se puede ir moviendo a la derecha para aportar más información. Si hay algún fallo grave, es probable que se cree un informe de error que se entregue automáticamente a KDE, y con ello ayudaré a que mejoren las cosas de cara al futuro.

Lo más importante: poder trabajar

Ahora bien, todo en esta vida tiene que tener un sentido, y para mí no lo tendría si no pudiera trabajar sin un cierre o un bloqueo cada dos por tres. Como eso no pasa, me gustan los gestos, no dejo de hacer nada y puedo contribuir con informes de errores, he pasado a usar Wayland por defecto. Además, tengo el comodín de iniciar sesión en X11 si necesito más fiabilidad, aunque espero no tener que hacerlo más. En cuanto a compartir este tipo de informes, y aunque sé que el significado original no es este, «sharing is caring».


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: AB Internet Networks 2008 SL
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   FRANCO dijo

    Cuando uso Wayland, siento que el puntero se siente mas impreciso de lo que ya es en Linux en general.