Debian, Ubuntu, Linux Mint, Fedora y Arch Linux ya son inmunes a KRACK

Code Phage

En los últimos días ha aparecido una vulnerabilidad importante dentro del protocolo WPA2, un protocolo que no solo utilizan los equipos con Windows o MacOS sino que también afecta a los equipos con el kernel de Linux. WPA2 es un protocolo de seguridad para conexiones, (Wi-Fi Protect Access 2), que utiliza todas las conexiones inalámbricas.

El bug descubierto afecta a este protocolo haciendo que un usuario intruso pueda tener el control del equipo o utilizar los recursos de la Red. Este bug ha sido conocido como KRACK y dentro de Gnu/Linux afecta a dos paquetes o programas: wpa_supplicant y hostapd.

Recientemente Ubuntu y Linux Mint han actualizado estos paquetes para corregir KRACK dentro de sus distribuciones, así como también a los sabores oficiales que se basan en estas distribuciones. Así pues, solo hemos de actualizar el sistema a través de las herramientas de software de los sistemas operativos para que KRACK no sea un problema para nuestros equipos.

Las principales distribuciones ya han solucionado el problema de KRACK y WPA2

Días antes, los equipos de seguridad de Debian, Solus, Fedora y Arch Linux hicieron lo mismo con sus distribuciones y spins, actualizando los paquetes wpa_supplicant y hostpad para que tal vulnerabilidad no ocurra. Por el momento son las únicas distribuciones que conocemos que hayan solucionado este problema. Sin embargo, poco a poco más distribuciones darán el paso para solucionar este bug y otras ya lo habrán hecho pero no lo han anunciado a su comunidad.

KRACK es un buen ejemplo de porque tenemos que usar una distribución con un desarrollo activo, pues las distribuciones muertas u obsoletas que utilicen WPA2 no corregirán este bug y pondrán en peligro los datos de sus usuarios. Por ello, siempre es  bueno optar por un desarrollo activo, pues nunca se está a salvo de problemas y bugs como KRACK ¿no lo creéis?


Un comentario

  1.   juan dijo

    opensuse ya lo hizo ayer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *